El Barcelona Tuning Show 2007 ha cerrado su cuarta edición, la más lúdica de las celebradas, que ha recibido cerca de 50.000 visitantes, con un perfil más aficionado que en anteriores ediciones, según las primeras estimaciones de los organizadores en un comunicado.

El Barcelona Tuning Show cierra una edición que ha integrado diversos estilos de la cultura urbana vinculada a "la conducción extrema, "tuning" en directo, desfiles de moda urbana y deportiva , videojuegos y exhibiciones de "hip-hop"".

Además de los 300 vehículos personalizados, los visitantes han disfrutado con las actuaciones representativas de esta cultura "hip-hop".

En el salón, organizado por Fira de Barcelona y por la editorial Motorpress-Ibérica, se han expuesto cerca de 300 vehículos personalizados entre coches, motocicletas, 'quads' y bicicletas.
La demostración de 'tuning' en directo ha despertado gran curiosidad entre los asistentes.


Durante todo el fin de semana se han organizado increíbles exhibiciones de conducción extrema en la Plaza Univers, con espectaculares acrobacias. Asimismo la demostración de "tuning" en directo ha despertado gran curiosidad entre los asistentes que han podido ver cómo se personaliza un vehículo.

Una de las novedades de este año ha sido la pasarela de moda en la que diversas marcas de ropa deportiva han presentado sus últimas tendencias.

Entre las modelos participantes en los desfiles, un jurado ha elegido a la "Chica Barcelona Tuning Show", portada del próximo número de la revista Maxi Tuning.

El área de videojuegos de tuning ha sido otro de los espacios de mayor éxito, además de verse actuaciones de "hip-hop", sesiones de dj's y un espacio de "graffitis".