Zapatero
El Presidente compadece ante los medios. REUTERS / Sergio Perez

El Presidente del Gobierno, José Luis Rodríguez Zapatero, ha confirmado que el guardia civil español que ha sido asesinado, a punta de pistola, por la banda terrorista es Raúl Centeno Pallón y el agente herido es su compañero Fernando Trapero Blázquez.

Tras el asesinato del guardia civil ya se eleva a tres el número de agentes policiales españoles asesinados por la banda en el país galo, según informa el diario ABC.

En 1976 fueron asesinados dos inspectores de la comisaría de San Sebastián, José Luis Martínez Martínez de 31 años y José María González Ituero de 25, quienes cruzaron la frontera de Irún para dirigirse a Hendaya a ver una película, tras dejar sus armas en el puesto de control de aduanero.

A la vuelta del cine, los agentes no acudieron a recoger sus armas, por lo que de inmediato se dio la voz de alarma. La policía francesa llevó a cabo una operación sin demasiados resultados, ya que la única pista que se encontró fue el hallazgo de la documentación de los policías en el domicilio de un miembro de ETA.

Los dos inspectores estuvieron desaparecidos durante todo un año, hasta que el 19 de abril de 1977 fueron encontrados enterrados por tres adolescentes que en un búnker construido por los alemanes durante la segunda Guerra Mundial.

Los cuerpos, que luego serían identificados como los pertenecientes a los dos policías, estaban maniatados y presentaban mutilaciones en los dedos. La autopsia reveló que uno de ellos había muerto de dos disparos efectuados a quemarropa con una pistola del 7,65 contra el cráneo de las víctimas. Su compañero presentaba un impacto.