Francisco Fernández Liñares en los juzgados de Lugo.
Francisco Fernández Liñares en los juzgados de Lugo. EUROPA PRESS

La Fiscalía pide cinco años de prisión para el exconcejal de Lugo y expresidente de la Confederación Hidrográfica Miño Sil (CHMS) Francisco Fernández Liñares por un delito de blanqueo de capitales y una multa de 574.000 euros en el marco de una de las piezas separadas de la 'Operación Pokémon' en relación a la recepción de sobornos por la concesión de obras.

En el escrito de la Fiscalía Provincial de Lugo, recogido por Europa Press, el Ministerio Público solicita cinco años de prisión, con inhabilitación para el derecho de sufragio pasivo durante el tiempo de la condena; así como una multa por el "duplo de la cantidad objeto de blanqueo", de 574.000 euros, e inhabilitación absoluta por periodo de 15 años y costas.

Mientras, para el administrador único de la empresa Artenosa, Miguel García-Gesto, la Fiscalía pide la misma pena de cinco años de prisión por blanqueo de capitales y multa de 574.000 euros e inhabilitación especial para empleo o cargo público, profesión u oficio, industria o comercio periodo de seis años y costas.

En el escrito de acusación del Ministerio Fiscal se concluye que Liñares, concejal del Ayuntamiento de Lugo desde 1999 hasta el año 2008, periodo en el que ejerció como delegado de servicios públicos, policía y seguridad ciudadana, de economía, empleo y zona rural, y de urbanismo, "aprovechándose de su cargo, personalmente o a través de terceras personas, tejió una red de intereses económicos concediendo contratos, puestos de trabajo o bien la gestión de servicios públicos a entidad en las que el acusado estaba interesado, a cambio de sobornos o cantidades periódicas con las que incrementó notablemente su patrimonio".

Además, la Fiscalía señala que desde el 1 de enero de 2009 hasta el 29 de febrero de 2012 fue presidente de la Confederación Hidrográfica Miño Sil, "donde siguió la misma práctica de recibir sobornos de los concesionarios de obras".

"El mismo acusado ha cifrado el importe del dinero recibido en sobornos, en la cantidad de 300.000 euros, si bien la cantidad exacta no se puede fijar sin margen de error, cantidad que fue destinada a la compra de bienes inmuebles, antigüedades e inversiones en sociedades", expone la Fiscalía en su escrito.

El Ministerio Público sostiene que durante su etapa de concejal en el Ayuntamiento de Lugo "el acusado propició la concesión" de la gestión de los servicios de la grúa municipal a la empresa Cechalva y del sistema ORA a Doal y "en compensación percibió cantidades periódicas, conjuntamente con otras personas".

"En el caso de la empresa Doal, el dinero llegaba desde la sede central del Grupo Vendex -al que pertenecía Doal-, a la Delegación de A Coruña y de allí a Lugo, recibiendo el señor Fernández Liñares su parte (sobre mil euros mensuales)", recoge en su escrito la Fiscalía. "En ambos casos, le entregaba el dinero a J.M.R.P., trabajador de Doal, estrechamente vinculado a Cechalva, a través de su cuñado D.A.", añade.

Mientras, durante su etapa de presidente de la CHMS, según relata la Fiscalía, Liñares recibió diversas cantidades por haber concedido diversos contratos. Las cantidades se situaban, según añade la Fiscalía, en 18.000 euros, 20.000 euros, otras próximas a los 30.000 euros y 35.000 euros en otro caso.

En uno de los casos apuntados por la Fiscalía, el gestor de une empresa de forestación "entregó al señor Fernández Liñares 25.000 euros para conseguir obras y además realizó forestaciones gratuitas en dos fincas de Liñares en Verducedo (Castroverde) en abril de 2012". También añade que le entregó animales de caza.

OTRO ACUSADO

En esta pieza figura también como acusado el administrador único de la mercantil Artenosa Publicidades S.A., "quien mantenía frecuente trato y amistad" con Liñares, y "a sabiendas del origen ilícito de sus ingresos, se benefició y participó en el blanqueo de los mismos".

La Fiscalía recuerda que el Juzgado de Instrucción Numero 1 de Lugo incoó por un auto de 24 de noviembre de 2013 las diligencias precias por el que se acordó la formación de una pieza separada de la principal (Pokémon), con varios objetos de investigación, entre los que se encuentran los dos investigados.

Por estas diligencias, se comprueba, relata la Fiscalía, que "entre los días 4 y 5 de junio de 2012, Francisco Fernández Liñares, siendo presidente de la Confederación Hidrográfica del Miño-Sil, con el fin de ocultar el origen ilícito de sus ganancias", ingresó en una cuenta "titularidad de la mercantil Artenosa Publicidad S.A.", de la que era administrador único el otro acusado, la cantidad de 138.000 euros, "para participar en la ampliación de capital de la citada entidad".

De ellos, según apunta la Fiscalía en su escrito, 100.000 euros procedían de una transferencia de su cuenta desde el Banco Santander y los otros 38.000 euros "del dinero que había recibido sin justificación por parte de empresarios y sociedades, durante el tiempo que desempeñó el cargo de concejal del Ayuntamiento de Lugo y presidente de la Confederación Hidrográfica Miño-Sil, a cambio de la adjudicación de diferentes contratos públicos".

Además, añade el Ministerio Público que Liñares entregó a García Gesto 275.000 euros para la compra de acciones de la entidad Artenosa Publicidad S.A., de los cuales solo se abonaron 30.930 a través de transferencia bancaria y el resto en efectivo, "que provenían de las cantidades que ilegalmente había recibido procedente de empresarios y sociedades a cambio de la adjudicación de diferentes contratos públicos, durante el tiempo que desempeñó el cargo de concejal del Ayuntamiento de Lugo y presidente de la Confederación Hidrográfica".

"A sabiendas de su origen ilícito, "Miguel García Gesto ingresó también en efectivo la cantidad de 182.000 euros, haciéndolos pasar como suyos en la cuenta que éste tenía y que después transfirió, junto con otras cantidades, a una cuenta de la entidad Artenosa Publicidad S.A.".

Consulta aquí más noticias de Lugo.