Padres de Madeleine McCann
Kate y Gerry McCann muestran una imagen que recrea el aspecto que tendría su hija Madeleine, durante una rueda de prensa ofrecida en 2012 en Londres. FERNANDO ARRIZABALAGA / EFE

El Ministerio del Interior de Reino Unido ha emitido una nueva partida de fondos para investigar la desparición de Madeleine McCann. Se trata de un total de 175.000 euros destinada a seguir indagando en el caso de la niña cuyo rastro se perdió en el Algarve durante el verano de 2007 cuando se encontraba de vacaciones con sus padres.

Los nuevos fondos permitirán a la policía metropolitana de Londres alargar hasta marzo de 2018 unas pesquisas que iban a cerrarse a finales de este mes si no se otorgaban más recursos.

El Gobierno británico han invertido más de once millones de libras (12,5 millones de euros) en la búsqueda de Madeleine desde 2011, cuando las fuerzas de seguridad del Reino Unido comenzaron a colaborar en el caso con la policía portuguesa.

Londres ha invertido ya 12,5 millones de euros en el caso

Un portavoz de Interior confirmó que se ha aceptado la "petición" para seguir adelante con la operación por parte de la policía, que en abril aseguró que seguía una "significativa línea de investigación".

"Como se hace con todas las peticiones, los recursos necesarios se revisan con regularidad y se realizan cuidadosas consideraciones antes de decidir otorgar fondos", dijo ese portavoz.

El equipo británico que busca a Madeleine llegó a contar con 30 efectivos en 2013, aunque desde entonces se ha reducido a "dos o tres agentes", según admitió Scotland Yard el año pasado.

El entonces comisario jefe de la policía londinense, Bernard Hogan-Howe, aseguró que las pesquisas se cerrarían en pocos meses si no se llegaba a nuevas conclusiones relevantes.

Scotland Yard aseguró sin embargo antes de este verano que cuentan con alguna pista que "vale la pena analizar", dado que "podría proporcionar una respuesta" sobre el paradero de la niña desaparecida.

Madeleine McCann, conocida como Maddie, desapareció en Praia da Luz el 3 de mayo de 2007 cuando dormía con sus hermanos gemelos en un apartamento de un complejo turístico alquilado por sus padres, que se encontraban en un restaurante cercano.