Refugiados rohinyás
Una familia rohinyá tras llegar a la playa de Shah Porir Dwip, en Bangladés. José Luis Paniagua / EFE

El Alto Comisionado de la ONU para los Refugiados (Acnur) advirtió este lunes de que la situación de los rohinyás refugiados en Bangladesh es "desesperada" y puede empeorar si no se aumenta la ayuda humanitaria cuando se cumple un mes del estallido de la crisis.

"Su situación sigue siendo desesperada, y nos arriesgamos a un deterioro dramático si la ayuda no se intensifica rápidamente", dijo el comisionado de la ONU para los Refugiados, Filippo Grandi, en una rueda de prensa en Dacca tras visitar el domingo los campamentos de rohinyás instalados en el sureste del país.

Grandi afirmó que la situación de los rohinyás "no se ha estabilizado aún" y pidió un refuerzo de la ayuda humanitaria: "Se necesita más, y rápido, si queremos evitar un mayor deterioro"