Sede de la Caixa con el logotipo de CaixaBank
Sede de la Caixa con el logotipo de CaixaBank EUROPA PRESS

La bolsa española ha caído este miércoles un 0,83 % y ha perdido la cota de 10.300 puntos, en su peor sesión de septiembre, lastrada por la banca. Caixabank y el Sabadell han encabezado las pérdidas del sector en la jornada en la que se ha lanzado la operación policial contra la organización del referéndum del 1 de octubre en Cataluña.

Su principal índice selectivo, el IBEX 35, ha liderado las pérdidas europeas al ceder 86,30 puntos, el 0,83 %, hasta 10.292,10 enteros, con lo que reduce el acumulado anual al 10,05 %.

Con el euro al alza, a 1,199 dólares, las plazas europeas han cerrado de forma mixta: París ha subido el 0,08 % y Fráncfort el 0,06 %, mientras que Milán ha perdido el 0,31 % y Londres el 0,05 %.

Al cierre, salvo Repsol, que ha subido el 0,56 % por la subida del crudo, el resto de grandes valores del selectivo han registrado pérdidas, que ha encabezado BBVA al caer el 1,10 %; Banco Santander el 0,88 %; Inditex el 0,84 %; Iberdrola el 0,55 % y Telefónica el 0,52 %.

ACS ha sido el farolillo rojo del índice al caer el 3,80 % después de que su filial Saeta Yield haya anunciado que entre enero y junio ganó un 68,2 % más.

Banca a la baja

La banca ha sido el sector más castigado, pues Banco Sabadell ha retrocedido el 3,78 %; CaixaBank el 1,91 %; Bankinter el 0,78 % y Bankia el 0,38 %.

En el lado contrario, ArcelorMittal se ha revalorizado un 1,57 % animado tras la fusión de los negocios del acero europeos de ThyssenKrupp y Tata Steel.

"Los dos bancos catalanes reaccionan así la escalada de la tensión en las calles y a las detenciones de altos cargos de la Generalitat", explica Felipe López-Gálvez, analista de Self Bank. "Para Caixabank se trata de su quinta jornada consecutiva en números rojos, comportamiento similar está teniendo el Banco Sabadell que emborrona, solo en parte, el buen comportamiento que está teniendo en este ejercicio".

Inditex ha protagonizado la jornada tras presentar sus cuentas del primer semestre fiscal, en el que ganó un 9 % más que en el mismo periodo del año anterior, mientras que sus ventas crecieron un 11,5 %.

El IBEX no aprovechó la tendencia positiva que dominó en Asia, donde el CSI 300 -que agrupa a las mayores empresas de Shanghái y Shenzhen- ganó el 0,27 %, al igual que Hong Kong que volvió a marcar máximos de 28 meses, mientras que Tokio subió un leve 0,05 %.

A mediodía, el IBEX ahondaba en los descensos lastrado por las pérdidas de Inditex, pese a sus buenos resultados, y del sector financiero afectado por la revalorización del euro.