La bodega Artesanos del Vino de Requena, en Valencia, ha lanzado al mercado un cava elaborado con polvo de oro de 24 quilates.

El cava ya se está comercializando bajo pedido previo y países como Japón, Australia y Alemania, entre otros, ya han adquirido algunas botellas para celebrar con ellas la Navidad y la Nochevieja.

Botellas a un precio también de lujo: entre 120 y 150 euros

El cava se elabora con las variedades Macabeo, Perelada, Charel.lo y Chardonay. Una vez mezclado el caldo pasa 20 meses de fermentación en la bodega, a 14 grados. Es en el último mes cuando se retiran las impurezas y se incorpora el polvo de oro al cava.

Cada botella contiene un gramo de este polvo de oro comestible. Las civilizaciones más antiguas ya utilizaban el oro como ingrediente gastronómico, lo hacían los alquimistas chinos, los egipcios, los árabes y los indios hace ya miles de años.

Se creía que utilizar oro en los alimentos curaba determinadas enfermedades, depuraba el organismo y rejuvenecía. Lo incorporaron a sus dietas monarcas como Luís XIV y Felipe II.

La bodega valenciana está vendiendo las botellas a un precio también de lujo: entre 120 y 150 euros. De momento han lanzado 3000 botellas al mercado, 1500 para la exportación y la otra mitad para el mercado nacional.