Rajoy asegura que el referéndum "no se va a celebrar" y pide al Govern que "asuma su fracaso"

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy.
EFE/ Emilio Naranjo
El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dado instrucciones a la Abogacía del Estado para que presente ante el Tribunal Constitucional los recursos contra la Ley del Referéndum, el decreto de convocatoria de la consulta catalana, el de las normas complementarias y la configuración de la Sindicatura Electoral.

El presidente del Gobierno, Mariano Rajoy, ha dado instrucciones este jueves a la Abogacía del Estado para que presente ante el Tribunal Constitucional los recursos contra la Ley del Referéndum, el decreto de convocatoria de la consulta catalana, el de las normas complementarias y la configuración de la Sindicatura Electoral. Horas después de este anuncio, el TC ordenó la suspensión provisional de la ley del referéndum.

Los escritos pedirán al Alto Tribunal que no espere a dictar sentencias, sino que suspenda de forma "inmediata" todo lo recurrido y que se lo comunique expresamente a los miembros del Govern. Así se ha decidido este jueves en Consejo de Ministros y lo ha explicado el jefe del Ejecutivo en una comparecencia sin preguntas.

"Esa consulta, por más que se pretenda imponer de manera atropellada, no se va a celebrar", ha dicho el presidente, que ha añadido que la convocatoria es un "intolerable acto de desobediencia" y que todos los poderes públicos están "obligados a guardar fidelidad" a la Constitución. De hecho, el Gobierno también pedirá al TC que avise a los alcaldes de su "deber de impedir o paralizar cualquier iniciativa tendente a la organización del referéndum".

"En España se puede ser independentista, lo que no se puede hacer, y no se hará mientras yo sea presidente, es pasar por encima de nuestras normas democráticas", ha afirmado el jefe del Ejecutivo, y ha mandado un mensaje de tranquilidad a los funcionarios públicos de Cataluña, porque "nadie les puede obligar a hacer nada ilegal; la ley les obliga, pero también les protege". Al Govern le ha pedido que "asuma su fracaso" y que no "liquide sus instituciones".

"Lo que no es legal, no es democrático", ha continuado Rajoy, que ha garantizado que el Ejecutivo central defenderá el "imperio de la ley", que es además la "garantía" de la convivencia democrática y la libertad. Y ha tachado de "autoritarias" y "antidemocráticas" las últimas actuaciones del Govern, además de defender la soberanía nacional sobre la que todos los ciudadanos tienen derecho a decidir, porque "a todos les pertenece".

"Nadie va a vacilar a la hora de cumplir con su deber. La democracia responderá, lo hará con firmeza, con aplomo, con serenidad y con dignidad", ha aseverado el presidente, reconociendo al mismo tiempo que es "muy consciente de lo que está en juego" y de sus obligaciones; por eso, ha añadido, "no renunciará a nada" para impedir que los independentistas catalanes liquiden "de un plumazo" el modelo de convivencia democrático.

Agradecimientos a la oposición

Rajoy ha agradecido a la oposición del Parlament y a sus letrados el "coraje" demostrado el miércoles al defender "la legalidad y la dignidad" de las instituciones catalanas y les ha dicho que "no están solos" sino arropados por "todos los demócratas dentro y fuera de Cataluña".

Ha agradecido también la "disposición y la lealtad" de los partidos que defienden el orden constitucional, actitud que, a su juicio, contrasta con la "fractura" que se presenció en el Parlament."He trabajado y trabajaré para mantener esa lealtad recíproca", ha remarcado. A los letrados de la Cámara ha dedicado específicamente su "reconocimiento más sincero", porque gracias a ellos el Parlament, ha subrayado, "sigue siendo una institución respetable".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento