Han cedido el contrato de suministro a Gas Natural. Cerca de 400 familias que viven en las urbanizaciones del Parque Almunia están desde el sábado por la tarde sin calefacción, ni agua caliente, debido a que la compañía Cepsa les ha cortado el suministro de gas propano.

Los afectados han denunciado los hechos ante el Juzgado de Guardia, mientras que la empresa alega que informó con la debida antelación a sus clientes de que había cedido el contrato de suministro a Gas Natural sin que esto suponga un coste añadido.

El traspaso fue autorizado en febrero de 2006 por la delegación de la Consejería de Industria de Granada. La razón del cambio de compañía se debe a que en 2005 los dos depósitos de gas que alimentaban dicha red de distribución quedaron encerrados en una rotonda tras una obra municipal.