Tranquilo fin de semana en las zonas de copas de Benalmádena
La entrada a Puerto Marina (foto) se mantuvo controlada toda la noche del sábado al domingo. (Álvaro Cabrera)
La plaza Solymar y Puerto Marina vivieron dos noches de calma el pasado fin de semana. El anuncio del refuerzo de la Policía Nacional –tras la muerte a navajazos de un joven de 17 años el día 18– se notó en la principal zona de copas de la Costa del Sol. En la pacífica y no tan masiva noche del sábado –ayudó la aparición de la lluvia– se prodigaron los controles policiales en los accesos y las visitas a los locales para verificar los horarios de cierre.