La polémica por el número de domingos que podrán abrir los comercios de más de 300 m2 vuelve como cada año por estas fechas. La Comunidad ha propuesto que en 2008 se amplíen de 20 a 22 los domingos y festivos ‘laborales’, opción que la Confederación Empresarial de Madrid considera «muy positiva». Los sindicatos, en cambio, creen que esta ampliación del horario comercial perjudica a los trabajadores. UGT considera «negativísima» la propuesta y asegura que perjudica a los empleados, que «no pueden aguantar los horarios maratonianos». Por su parte, CC OO cree que la «situación en el sector no lo requiere» e invita a la «analizar cuáles son las necesidades reales».