El 'Ídolo' de Artana
El 'Ídolo' de Artana BURRIANA

El concejal de Cultura, Vicent Granel, y el arqueólogo municipal, José Manuel Melchor, han visto "conveniente" el estudio de un pieza que cuenta con un proyecto de investigación desarrollado desde el Departamento de Historia, Geografía y Arte de la Universitat Jaume I conjuntamente con el Museu Arqueològic, según ha informado el consistorio en un comunicado.

El estudio se ha realizado sobre el conocido como 'Ídolo o Diosa eneolítica' de Artana, una pieza encontrada fuera de su contexto original en el año 1913 y adquirida por el Ayuntamiento de Burriana en 1997, y desde entonces expuesta en el museo de la localidad, donde "surgieron nuevas posibilidades de interpretación de la pieza".

"Debemos considerar que el descubrimiento de la pieza se realizó hace mas de 100 años en un yacimiento musulmán inédito de Artana, descubierto recientemente por miembros del Departamento de Historia, Geografía y Arte de la Universitat Jaume I", ha indicado Melchor, quien ha añadido que no se han documentado "paralelos exactos para la pieza fechados en época prehistórica".

A la vista de la importancia de la pieza, desde el consistorio se ha decidido realizar un estudio "en profundidad" de la misma, "ante la posibilidad de que se trate de un elemento arquitectónico de origen hispanomusulmán". Para ello, se ha solicitado la colaboración de la Escuela de Estudios Árabes, que cuenta con una de las mejores bibliotecas y archivos de España para el estudio de la cultura hispanomusulmana, además de tener en plantilla con una gran cantidad de expertos e investigadores en la materia.

A la vista de la complejidad del estudio de la pieza, "la investigación se llevará a cabo durante varios meses, y sus resultados se darán a conocer al público desde el Museu Arqueològic", ha explicado Granel.

Además de esta escultura, Melchor ha destacado que "se encuentran depositados en los almacenes del museo de Burriana otros cinco fragmentos de toba calcárea, que es material en el que esta tallado el ídolo, en su totalidad procedentes de yacimientos musulmanes".

El primero de ellos apareció en un contexto de hábitat, entre los restos de una vivienda en el yacimiento del Palau y los otros cuatro tienen un contexto funerario, pues formaban parte de la cubierta de unas fosas de enterramiento en el yacimiento de la necrópolis de Calatrava. "Todos ellos son elementos arquitectónicos arrancados de algún edificio musulmán singular", ha añadido.

Consulta aquí más noticias de Castellón.