En la operación, en concreto, han sido incautadas 182 plantas en el invernadero, que era alimentado por instalación enganchada ilegalmente a la red eléctrica, según ha informado este domingo la Policía en un comunicado.

Las investigaciones se iniciaron a raíz de las informaciones obtenidas por la Policía Nacional en relación a una vivienda de la zona donde al parecer se estaba llevando a cabo un cultivo ilícito de marihuana.

Durante las primeras gestiones, los agentes localizaron la vivienda y comprobaron que su interior albergaba un invernadero, así como constataron que la vivienda estaba dotada de una doble acometida eléctrica. Continuando con las pesquisas, los agentes lograron identificar a los moradores del inmueble y presuntos responsables de la plantación, seis personas; en concreto, cinco hombres y una mujer.

Los investigadores comprobaron que una de las habitaciones de la casa había sido acondicionada con los medios necesarios para obtener la mejor calidad en el cultivo de marihuana con elementos tales como focos, extractores, sistemas de ventilación y de aire acondicionado.

El operativo policial ha finalizado con la detención de las referidas seis personas como presuntas autoras de un delito de tráfico de estupefacientes y defraudación de fluido eléctrico, y la incautación de 182 plantas de marihuana en distintas fases de crecimiento.

Consulta aquí más noticias de Málaga.