Los Mossos d'Esquadra atribuyen al detenido este jueves por disparar a dos policías locales de Gavà (Barcelona) dos homicidios consumados en Miami-Platja (Tarragona) y Vilanova i la Geltrú (Barcelona), ha informado este viernes la policía catalana.

Además, consideran que presuntamente ha cometido otras tres tentativas de homicidio: contra los dos policías -este jueves- y contra la propietaria del bar de Vilanova donde acabó con la vida de un trabajador, el 29 de junio.

Según la investigación, el hombre asesinado a tiros el pasado 3 de julio en su casa de Mont-roig del Camp era el exsuegro del pistolero detenido el jueves tras tirotear a dos policías de Gavà (Barcelona) con un subfusil. Con esta arma,también había matado el 29 de junio a un camarero de Vilanova i la Geltrú.

Así, los Mossos d'Esquadra atribuyen al detenido, Jorge C.C., de 44 años de edad y sin antecedentes policiales, el homicidio del padre de su expareja, a quien ayer enterraron en el tanatorio de Gavà, por lo que cobra fuerza la hipótesis de que el pistolero actuó guiado por un ánimo de venganza familiar.

El exsuegro fue enterrado en el tanatorio de GavàEl detenido, que tenía permiso de armas para la práctica del tiro deportivo, utilizó en los tres asaltos la misma arma larga, una réplica de subfusil AK-47, con una munición muy concreta y específica, del calibre 222, lo que ha permitido a los Mossos d'Esquadra establecer un nexo de unión entre los tres episodios.

De hecho, los Mossos d'Esquadra ya sospechaban, antes del incidente de Gavà, que los tiroteos de Vilanova y el de Mont-roig estaban vinculados, porque se había utilizado la misma munición. Una de las hipótesis que manejan los investigadores es que el detenido, que permanece hospitalizado recuperándose de las lesiones por arma de fuego que sufrió ayer en su huida en un brazo y en una pierna, estaba merodeando por los alrededores del tanatorio de Gavà, donde se había enterrado a su exsuegro, esperando a que saliera su expareja para abordarla, según las fuentes.

El pistolero, que había trabajado como veterinario, en el momento de la detención llevaba encima dos cargadores, que le fueron intervenidos junto a su subfusil, según los Mossos d'Esquadra.

La policía catalana ha registrado este viernes la vivienda del detenido en la urbanización Muntanya del Mar de Canyelles (Barcelona), a escasos metros de la zona montañosa donde ayer se refugió en su huida, antes de ser detenido sin oponer resistencia, en una intervención policial de la que los Mossos han divulgado el vídeo captado desde su helicóptero.

Los investigadores también han registrado, en presencia de la autoridad judicial, el vehículo Alfa Romeo con el que el hombre se fugó el jueves del tanatorio de Gavà, así como otro coche de su propiedad, según estas fuentes.

Ataque a un bar

Además de los dos homicidios consumados en Mont-roig y Vilanova, los Mossos también atribuyen al detenido tres tentativas de homicidio: la de dos agentes de la policía local a los que tiroteó el jueves y la dueña del bar de Vilanova, que se recupera de las lesiones sufridas el 29 de junio.

Ahora, os investigadores buscan pistas en los registros que les permita determinar qué llevó al pistolero a perpetrar su ataque al bar de Vilanova, ya que por el momento no han descubierto ningún vínculo personal previo entre el detenido y los responsables del establecimiento. 

Consulta aquí más noticias de Barcelona.