El PSOE vuelve a proponer la denuncia de los acuerdos del Estado con el Vaticano

El Papa Francisco se dirige a los fieles desde la logia del Vaticano
El Papa Francisco se dirige a los fieles desde la logia del Vaticano
INSTAGRAM

El nuevo secretario de Justicia, Libertades y Nuevos Derechos del PSOE, Andrés Perelló, ha anunciado este miércoles su intención de plantear a la Ejecutiva del partido la denuncia del Concordato firmado entre la dictadura franquista y la Santa Sede en 1953 por considerarlo "obsoleto".

Perelló, en una entrevista en TVE, ha matizado que se trata de un planteamiento personal que aún no ha sometido a la dirección del partido, pero ha recalcado la necesidad de "poner las cosas en su sitio" con la Iglesia Católica, antes de subrayar el carácter "aconfesional" que determina la Constitución.

Perelló ha añadido que no puede "estar más de acuerdo" con la sentencia del Tribunal de Justicia de la UE (TJUE) que considera que las exenciones fiscales de la Iglesia Católica en España podrían constituir "ayudas estatales prohibidas".

A su juicio, se trata de acabar con situaciones en las que la Iglesia registre bienes a su nombre que no tengan que ver con el culto -en el marco del proceso conocido como 'inmatriculación'- y en ocasiones con fines productivos, y no pague Impuesto de Bienes Inmuebles (IBI).

La clave: los acuerdos de 1976 y 1979

El Concordato, rubricado durante la dictadura estableció las exenciones de impuestos para los bienes eclesiásticos, la censura o el monopolio de la enseñanza religiosa.

Permanece vigente, ya que nunca ha sido formalmente derogado, pero se considera superado por los acuerdos de 1976 y 1979, que mantenían los privilegios de la Iglesia Católica, pero admitían la libertad religiosa de los españoles y la aconfesionalidad del Estado.

La denuncia del Concordato por sí mismo no tendría efecto, por lo tanto, mientras no se modifiquen los pactos posteriores con el Vaticano.

Mostrar comentarios

Códigos Descuento