Según recoge la página web municipal (www.valladolid.es), los datos de ozono se han mantenido por lo general muy similares a los de los días en los que el tráfico ha estado cortado en el centro y han mejorado sensiblemente a partir de las 16.00 horas, cuando el cielo se ha cubierto y ha comenzado a soplar el aire.

En la estación de medición más céntrica, la del Puente de Poniente, los niveles han sido muy parecidos a los de la jornada del domingo, con un máximo de 117 microgramos de ozono por metro cúbico de aire -a las 14.00 y a las 15.00 horas-, inferior en una unidad a los 118 medidos el domingo. En ninguno de los dos días las medias horarias han llegado a alcanzar los 120 microgramos/metro cúbico fijados como referencia para las situaciones de alerta.

En la estación Valladolid Sur, donde en la jornada del domingo se superaron esos 120 microgramos durante tres horas consecutivas y se rozaron en otras tres -entre las 11.00 y las 16.00 horas, los datos este lunes han sido inferiores tanto en la máxima -126 hoy frente a los 129 de ayer- como en el número de horas con más de 120 microgramos, pues sólo se ha superado a las 14.00 y a las 15.00 horas.

En el caso de la estación de la calle Vega Sicilia, las mediciones sí que han superado los registros de este domingo, pues la máxima, alcanzada a las 14.00 horas con 126 microgramos/m3 ha sido mayor que los 122 del domingo y además, el ozono se ha mantenido por encima del límite de los 120 microgramos entre las 13.00 y las 15.00 horas.

En todo caso, las máximas son menores que las de la semana pasada, cuando se superaron los 130 microgramos/m3 en varias ocasiones y las tres estaciones presentaron medias octohorarias de más de 120 microgramos de ozono en al menos un día, motivo que llevó al equipo de Gobierno a activar la fase 2 del Plan de Acción ante la Contaminación del Aire y cerrar el centro de la ciudad al tráfico privado.

Consulta aquí más noticias de Valladolid.