Página de Ryanair
Captura de la web de la compañía irlandesa Ryanair.

La Comisión Europea (CE) va a dar un plazo de cuatro meses a las compañías aéreas para que cumplan con todas las normas comunitarias de protección de los consumidores en la información que presentan en sus sitios de Internet.

Bruselas examinó durante el pasado mes de septiembre las páginas web de las aerolíneas que operan en Europa y ha elaborado un informe en el que constata que más de la mitad incumplen algún aspecto de las reglas comunitarias.

La CE presentará este miércoles las conclusiones generales de este estudio y concederá un plazo de cuatro meses a las compañías infractoras para que defiendan sus prácticas o modifiquen la información que ofrecen, según explicó en una rueda de prensa la portavoz comunitaria de Protección de los Consumidores, Helen Kearns.

Al finalizar el plazo, la Comisión publicará qué compañías incumplen sus obligaciones
"Después de esos cuatro meses podremos hacer pública la información sobre qué compañías están haciéndolo mejor y cuáles tienen que hacer algo más", señaló. Tras ese periodo,
la CE podría además iniciar acciones legales contra las aerolíneas que no cumplan con las normas europeas.
Aunque Bruselas no señalará inicialmente a ninguna compañía en concreto, el Instituto Nacional de Consumo (INC) de España -que participó en la investigación llevada a cabo a escala comunitaria- ya anunció el pasado mes de septiembre que había detectado publicidad engañosa e incumplimientos de requisitos legales en las páginas web de empresas como Ryanair, Vueling, Iberia y Spanair.

Las acciones que está desarrollando Bruselas en este ámbito se basan en la actual legislación europea sobre publicidad engañosa y sobre términos contractuales, pero la CE tiene intención de introducir detalles "muy específicos" sobre los precios que ofrecen las compañías aéreas en su reforma del sector europeo de los transportes.

Las nuevas condiciones señalarán con total claridad que el "precio total que se ofrece al consumidor cuando compra un billete de avión debe incluir todas las tasas, cargos y costes", aseguró la portavoz de Protección de los Consumidores.