CARLOS
Carlos de la Cruz durante un momento de la conferencia impartida en Valladolid. PABLO ELÍAS

CARLOS DE LA CRUZ

COAUTOR DE APUNTES DE EDUCACIÓN SEXUAL

Es todo un experto en sexualidad y afectividad en personas con discapacidad intelectual. Estuvo ayer en Valladolid, invitado por Asprona, para dar una charla.

¿Pero tienen sexualidad?

Claro que sí. Son hombres y mujeres que tienen las mismas inquietudes que cualquiera de nosotros. Ni son angelitos asexuales ni demonios obsesivos, que son dos mitos contradictorios que conviven y que son erróneos.

¿Cómo se aborda entonces su sexualidad?

Con naturalidad. Ha habido mucho silencio tanto en la familia como por parte de los profesionales. Hay que abrirse, que sepan que pueden contar lo que sienten. No se trata de saber cómo transmitir la información, basta con que vean predisposición.

¿Qué entendemos por educación sexual?

Se tiende a confundir con relaciones sexuales, coito, orgasmo... pero eso es sólo una parte. También hay caricias, miradas, fantasías, cogerse de la mano, compartir palabras, paseos, sentirse a gusto consigo mismo...

Pero educar es complicado.

Claro que es difícil, pero hay que integrar a los discapacitados en el sexo, como en el resto de ámbitos de la vida. Y hacerlo sin fingir la naturalidad. Hay que reconocer que hay cosas que no se sabe, aceptar las vergüenzas y los miedos, incluso que vean que también hay temas que nos ruborizan.