Agentes de la Guardia Civil investigan la profanación de dos nichos del nuevo cementerio de Las Rozas, donde, al parecer, varias personas sustrajeron los cráneos de dos cadáveres durante la madrugada del pasado jueves, día 8. El encargado del camposanto se dio cuenta de lo ocurrido por la mañana, cuando fue a abrir las escaleras de mano que se facilitan a los visitantes de los nichos y vio huesos en el suelo. Los asaltantes no dejaron ni pintadas ni causaron destrozos en el cementerio y volvieron a colocar las losas en su sitio una vez extraídos los cráneos.