Laura P. una de las dos adolescentes de 13 años atropellada el pasado viernes en Pozuelo de Alarcón por un coche de la patrulla policial que perseguía a un grupo de skin-head, continúa ingresada en la UVI del hospital de la Paz en estado de coma inducido.

Es probable que la joven pueda salir mañana del coma.

El Ayuntamiento de Pozuelo de Alarcón ha abierto una investigación para esclarecer las causas del accidente.  

En la tarde del viernes, una patrulla de la Policía Municipal de Pozuelo de Alarcón, Madrid, atropelló a dos jóvenes de 13 años mientras perseguían a varios muchachos, posiblemente pertenecientes a una banda skin-head.

Las menores, que ya están fuera de peligro, sufrieron heridas leves aunque una de ellas quedó inconsciente en el suelo sangrando abundantemente.

Los policías llevaban vigilando a los jóvenes durante toda la mañana hasta que varios de ellos decidieron salir a toda prisa con su vehículo de la calle Ábrego. En la persecución las jóvenes se convirtieron en unas víctimas sin quererlo.

Algunos testigos presenciales han asegurado que ante esta situación la policía no ha dado ninguna explicación a los padres de las afectadas.