Tony Blair & El Papa
Las reuniones de Blair con el Papa en 2006 alimentaron las especulaciones. AGENCIAS

El ex primer ministro del Reino Unido Tony Blair se va a convertir al catolicismo en las próximas semanas, según ha informado la revista católica británica The Tablet.

Desde su nacimiento Tony Blair ha sido fiel seguidor de la religión anglicana y ha atendido durante años los servicios religiosos católicos junto con su familia.

El ex primer ministro sólo se planteó está decisión una vez que abandono su cargo público, ya que el catolicismo es un tema delicado dentro de un país que persiguió a los católicos y les prohibió el voto hasta hace dos siglos.

Una decisión con muchos contras

De haberse convertido antes, se habría convertido en el primer católico en asumir la jefatura de Gobierno en un país donde todavía existe una barrera legal para que el monarca, su cónyuge y sus herederos sean católicos.

La historia se remonta a la época de la excomunión del rey Enrique VIII de la iglesia Católica, y la posterior conspiración de 1605, protagonizada por católicos ingleses, que hicieron un intento fallido para destruir la sede del Parlamento Británico con grandes cargas de pólvora.

Después de que se aprobó oficialmente la persecución, los católicos en Inglaterra sólo lograron el derecho a la tierra, a ingresar al ejército y al voto hace 200 años.

Pero hay otro aspecto delicado de la conversión de Blair.

El hecho de que, mientras ocupó el cargo de primer ministro, Blair impulsó una serie de propuestas legislativas que contaron con la oposición de la iglesia católica, como el apoyo al aborto y el matrimonio civil para parejas homosexuales.

Algunos católicos reclaman que Blair debería rechazar su posición sobre estos asuntos si se quiere convertir ahora.