Grammy Latinos
La quinta estación, Juan Luis Guerra y Ojos de brujo. (REUTERS). REUTERS

El dominicano Juan Luis Guerra arrasó en la octava edición de los Grammy Latino al llevarse los cinco premios a los que aspiraba y ser elegido la Persona del Año por su corazón y dedicación a tareas humanitarias.

Pero los Grammy han tenido un claro sabor español. Uno de los grupos revelación de este año, La quinta estación, se alzó con el Grammy al Mejor álbum pop de grupo o dúo, por El mundo se equivoca, mientras el numeroso grupo barcelonés Ojos de Brujo ganó el premio al Mejor álbum de flamenco por Techarí y la soprano Montserrat Caballé fue reconocida con el Grammy al Mejor álbum de música clásica por La canción romántica española.

Shaila Dúrcal cantó 'Amor eterno' mientras en una pantalla estaba el rostro de su madre

Otros triunfadores de la noche, con dos galardones cada uno, fueron los puertorriqueños Calle 13 y Ricky Martin. El dúo Calle 13 obtuvo los Grammy al Mejor álbum de música urbana por Residente o Visitante y a la Mejor canción urbana por Pal Norte, interpretada junto a los cubanos Orishas.

Las referencias a la inmigración latina en Estados Unidos estuvieron presentes en la gala y con especial intensidad por parte de Calle 13 y Ricky Martin.

Miguel Bosé, sin premio

Entre los candidatos que no se llevaron ningún premio destacó Miguel Bosé, que no obtuvo ninguno de los tres galardones a los que aspiraba por Papito, aunque subió al escenario para interpretar con su sobrina Bimba Bosé Como un lobo.

En la gala actuaron de maestros de ceremonia la cantante mexicana Lucero y su compatriota el comediante Eugenio Derbez, que entretuvieron en la audiencia en las tres horas que duró la entrega de los gramófonos dorados.

Momentos emotivos

Emotiva fue la interpretación de Shaila Dúrcal, que cantó Amor eterno mientras en una pantalla se reflejaba el rostro de su madre, Rocío Dúrcal. Y Laura Pausini recordó, al recibir el Grammy al Mejor álbum vocal pop femenino por Yo canto, a su compatriota Luciano Pavarotti, fallecido este año.

Pausini dejó sin premio a Shaila Dúrcal y Ana Belén, dos de las candidatas españolas que se quedaron sin Grammy, al igual que Alejandro Sanz, Mala Rodríguez, Belo y los Susodichos, Tulsa, Iván Ferreiro, Rosendo Mercado y José Luis Perales. El hispano-francés Manu Chao recibió el Grammy a la mejor canción alternativa por Me llaman Calle.