Los ríos vizcaínos están, por el momento, libres de la invasión del mejillón cebra. Así lo corroboran los análisis efectuados por la Confederación Hidrográfica del Norte tanto en el País Vasco, como en Burgos o Navarra. En las muestras tomadas durante la última semana de octubre no se encontraron indicios de larvas, por lo que se descarta que este molusco haya invadido las aguas fluviales de nuestra provincia. La zona norte de la Península es una de las áreas más susceptibles a la introducción del mejillón cebra, ya que se ha constatado su presencia en otras ocasiones. Por este motivo, la Confederación realizará un nuevo estudio de las masas de agua en primavera, una de las épocas de mayor actividad de esta especie.