Jóvenes disfrazados de payasos paran las obras de pisos en Esplugues
Activistas disfrazados de payaso, ayer, protestando (M. Codolar / ACN).
Una veintena de jóvenes disfrazados de payasos paralizaron ayer las obras de construcción del denominado Pla Porta BCN d’Esplugues, conocido popularmente como Pla Caufec o Pla Finestrelles.

Los manifestantes, que esta vez no se encadenaron, se subieron a las cuatro máquinas que operaban en dos solares en obras. Los Mossos d’Esquadra se personaron en el lugar y se limitaron a identificar a las personas que realizaban la protesta, que finalizó pasada la una del mediodía y se saldó con la detención de uno de los manifestantes, sobre el cual había una orden de búsqueda y captura por otros hechos.

Más edificabilidad

Los jóvenes de la Plataforma Popular contra el Pla Caufec aseguran que «con la excusa de soterrar las líneas eléctricas, se modifica el Plan General Metropolitano y se multiplica al 200% la edificabilidad», cosa que consideran «irracional» porque la planificación «se ha hecho con parámetros ilógicos», según indicó un portavoz de la plataforma opositora.

El Pla Porta BCN se desarrolla en una zona de 40  hectáreas donde se construirán 709 pisos (125 de ellos de protección oficial), 90.000 metros cuadrados de oficinas, un centro comercial, dos hoteles, 20 hectáreas de zona verde y dos estaciones, una de metro de la línea 3 y otra de la línea 6 de Ferrocarrils de la Generalitat. En toda la actuación se invertirán más de 42 millones de euros.

Protestas toda la semana

La protesta de ayer tendrá su continuidad mañana con una manifestación que los colectivos antisistema realizarán con motivo del Barcelona Meeting Point. Otro colectivo que se ha movilizado es la Plataforma Salvem Oliveretes de Viladecans que se opone al desarrollo urbanístico de este sector de la ciudad.