La Policía detuvo ayer en Leganés a I. E., de 39 años, un nigeriano experto en el timo de los billetes tintados. Los agentes, guiados por una víctima a la que ya le había estafado 5.500 euros, accedieron al trastero donde el detenido guardaba todos sus útiles: dos maletas con doscientos fajos de billetes falsos de cien dólares, un arcón con 193 fajos más, sellos, almohadillas de tinta, libretas de varias cuentas, pasaportes y permisos de conducir. Con todo ello llevaba meses engañando a sus víctimas, a las que timaba pidiéndoles dinero con la excusa de que les iba a gestionar la entrega de la herencia de un pariente lejano. El dinero que les daba era falso.