Verdura con mucho sabor
(Carlos Escolástico)

A la sombra de dos gigantes, el Hospital Virgen Macarena y el Parlamento de Andalucía, la cocina de Casa Selin pone todo su esfuerzo en satisfacer a sus exigentes vecinos.

Médicos de prestigio, políticos y buscadores de buenas tapas se dan cita en esta tranquila esquina. Es el lugar ideal para llevar al amigo vegetariano. En su carta de tapas, muy generosas, y para diferenciarse, priman las verduras. Sus platos, saludables, no pierden un ápice de vistosidad y sabor. Disfrutaremos con sus pencas de acelgas a la plancha, la musaka de berenjenas, la brocheta de alcachofas con beicon o las habitas baby con tomate y queso. Tampoco olvidan a los amantes de la carne, para ellos elaboran fabes con jabalí, albóndigas de pollo al curry, chorizo a la sidra o pechuga de pollo confitada.

Ahora que llega el frío hacen arroz, los fines de semana, guisos y originales migas con queso. Para acabar nuestra velada en Casa Selin y la copa de vino, Martínez Lacuesta, Protos o Azpilicueta, no estaría mal saborear uno de sus múltiples quesos. Tiene muchos.

Si se anima, puede probar el ahumado con jamón, el provolone o, si prefiere el dulce, pedir uno de sus postres caseros. Le encantarán.

CASA SELIN

* C/ Fray Isidoro de Sevilla, 2. Abierto de lunes a viernes, de 8.30 a 24 h. Sábados de 20.30 a 24 h. Cierra los domingos y los festivos. Tapa desde 2.80 euros. Se cena bien con dos tapitas.