Sex Pistols
Los Sex Pistols son ahora cincuentones rockeros. AGENCIAS
Los legendarios Sex Pistols se han propuesto devolver la anarquía al rock con el lanzamiento de una breve gira 'de reencuentro' que presentarán en el Brixton Academy de Londres. Los cuatro británicos se reunirán para celebrar
el 30 aniversario de su exitoso álbum "Never Mind the Bollocks ... Here's the Sex Pistols".

"Estoy de vuelta, estoy aquí para patear algunos traseros", aseguró al Daily Telegraph el líder de la banda, John Lydon. El cantante de 51 años vive en Los Angeles, donde el mes pasado la banda realizó un pequeño recital como antesala a la gira de siete presentaciones en Gran Bretaña, con cinco conciertos en Brixton y otros dos en Manchester y Glasgow.

Pensamos que habría unas 5.000 personas que querrían vernos

"Comenzó como una noche en Brixton", dijo Lydon. "Pensamos que habría unas 5.000 personas que querrían vernos, pero se convirtió en un gran monstruo que ninguno de nosotros había planificado. Ha sido terriblemente agotador para las viejas amígdalas", añadió.

Sid Vicious, su último bajo, murió por sobredosis en 1979

Este tour reúne a los cuatro miembros supervivientes de la banda formada en 1975 que llevó a lo más alto muchas canciones pioneras del punk como "God Save the Queen" y "Anarchy in the U.K. "

La banda se reunió nuevamente en 1996, y luego en 2002 y 2003
A Lydon se le unirá el guitarrista Steve Jones, de 52 años, el bajista Glen Matlock y el baterista Paul Cook, ambos de 51 años. Matlock, un compositor clave, salió del grupo a comienzos de 1977 y fue reemplazado por Sid Vicious, quien no tocaba del todo bien el bajo pero era considerado el miembro más conocido del grupo.

"Never Mind the Bollocks" lideró las listas de éxitos musicales de Gran Bretaña en 1977, pero Lydon abandonó el grupo en enero siguiente durante una desastrosa gira por Estados Unidos. Vicious murió por sobredosis en 1979.

La banda se reunió nuevamente en 1996 para su gira "Filthy Lucre Tour" y luego en 2002 y 2003. Lydon y Jones viven en Los Angeles, mientras el resto reside en Londres.