Como consecuencia de las investigaciones policiales fue detenida en el pasado mes de marzo a una mujer, de 20 años y sin antecedentes, cuando ésta hizo uso de uno de los efectos sustraídos y que había sido denunciado por una de las víctimas, según han informado fuentes policiales.

Ese hecho motivó su detención y toma de declaración en sede policial. La Policía ha apreciado durante la misma que su conducta no revestía un grado de participación directa en los robos, por lo que fue puesta en libertad.

Según los agentes, la joven "facilitó la labor policial y así colaboró con el grupo de Patrimonio de esta comisaría". De este modo, llegó a aportar datos del presunto autor de los robos e inculpó a otro joven, de 24 años, natural de una localidad sevillana, en donde gracias a la colaboración policial en la comunidad andaluza fue detenido este jueves, 27 de abril, el presunto autor de los robos, que ha sido puesto a disposición del juzgado de guardia.

Los robos acontecidos en el barrio de San Pablo, en las también conocidas como 'viviendas sindicales', había generado una gran intranquilidad en el vecindario, y motivaron incluso la realización de varias reuniones con integrantes del gobierno municipal de Ferrol y con responsables de la comisaría, para intensificar la vigilancia en la zona.

Consulta aquí más noticias de Sevilla.