United Airlines ha llegado a un acuerdo de indemnización con el pasajero David Dao, que fue sacado a rastras de un avión de la compañía después de que éste se negara a atender la petición de que saliera del vuelo por overbooking.

El vídeo, grabado por varios pasajeros, que mostraba cómo Dao era sacado de su asiento a empellones y arrastrado por personal de seguridad por el pasillo del avión dio la vuelta al mundo y causó un gran daño a la imagen de la empresa, que vio incluso cómo sus acciones bajaron en Bolsa.

Desde hace días, los abogados de Dao estudiaban presentar una demanda judicial en contra de United. Pero este jueves han anunciado que se ha llegado a un acuerdo con la compañía para indemnizar a su cliente, según informa la cadena CNN.

Sin embargo, los representantes legales del afectado no han querido revelar la suma del acuerdo.

Thomas Demetrio, uno de los abogados de Dao, ha declarado que el CEO de United, Óscar Muñoz, les había prometido que iba a hacer lo correcto "y lo ha hecho". "Además, United ha admitido la plena responsabilidad de los hechos, sin intentos de culpar a otras instituciones, incluida la ciudad de Chicago".

Desde que se revelara el incidente han surgido otras quejas parecidas en vuelos de United: Un mexicano que viajaba con su hija pequeña fue acusado de tráfico de menores, una pareja que viajaba a Costa Rica para casarse fue expulsada del vuelo y un conejo gigante murió en pleno vuelo.