Podemos
La foto de familia de Podmeos ha comabiado mucho respecto a la de su fundación, con miembros que ya no siguen en la dirección. ARCHIVO

El partido que lidera pablo Iglesias, Podemos, ha anunciado este jueves una moción de censura para tumbar a Mariano Rajoy por la corrupción en el PP y pese a saber de antemano que carece de los paoyos necesarios para que esta iniciativa parlamentaria prospere. 

"Vivimos una situación excepcionalmente grave", ha explicado el líder de la formación morada en la rueda de prensa convocada en el Congreso de los Diputados para anunciar su decisión, algo que atribuyen a una "obligación ética" y a una "demanda social".

Pero más allá de la lectura política de extrema trascendencia que tiene la decisión (que no saldrá adelante al carecer del apoyo del PSOE y de Ciudadanos), la foto de familia de los diputados de Podemos deja un antes y un después claramente apreciable.

Pablo Iglesias ha comparecido este jueves respaldado por su más directo equipo de colaboradores, una estrategia similar a la utilizada en los momentos en los que el partido morado ha tomado decisiones trascendentes.

Esta vez, eso sí, solo dos de los fundadores originarios de Podemos han flanqueado a su jefe. El catalán Xavier Domenech y la actual portavoz parlamentaria Irene Montero. Nadie más. 

En la imagen de este jueves faltaban líderes que sí arroparon a Iglesias cuando nació el partido y, más aún, tras el primer congreso de Vistalegre. Hombres y mujeres que también estuvieron en las duras negociaciones para la formación de Gobierno antes de tener que convocarse nuevas elecciones. Militantes que siguen en las bases del partido, pero que han sido apeados de las labores de la dirección o han renunciado voluntariamente a ellas por discrepancias evidentes.

Una de las ausencias más notables es la de Íñigo Errejón, al que Podemos mantiene estratégicamente apartado de la primera línea tras poner en jaque a Pablo Iglesias en el último congreso y plantear una iniciativa y programa político diferente.

Tampoco estaba en la foto de este jueves la exdiputada Carolina Bescansa, cofundadora de Podemos, y que dejó todas sus responsabilidades orgánicas por el enfrentamiento público que distanció a Pablo Iglesias y a Íñigo Errejón y que evidenció la existencia de dos familias claramente diferenciadas en el partido.

Falta en la estampa la imagen de la jueza Victoria Rosell. Fue la propia magistrada la que en su momento decidió dar un paso atrás la verse involucrada en turbios asuntos que apuntaban a que podría haber cometido irregularidades siendo jueza para favorecer a su pareja sentimental. El tiempo parece que ha acabado dándole la razón y los expedientes contra ella han perdido fuerza, pero Rosell no ha regresado a sus labores orgánicas en Podemos.

Falta también de la foto de familia José Julio Rodríguez, el que fuera Jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad) y cuyo fichaje por Podemos fue un auténtico revulsivo.

Y aunque no estaban en la foto de familia, ya no dirigen tampoco la formación otros nombres que trabajaron para auparla hasta donde esta, entre ellos Sergio Pascual o Luis Alegre, dos de los damnificados por las luchas internas entre errejonistas y pablistas y que, de momento, se han saldado en favor de estos últimos.