Estilo cerca del mar

El piso de la playa: Un aire cuidado con objetos decorativos y muebles seleccionados harán que esté más a gusto en vacaciones
Los estilos colonial, rústico, minimalista y étnico quedan muy bien en estos inmuebles.
Los estilos colonial, rústico, minimalista y étnico quedan muy bien en estos inmuebles.
Jorge Paris/Archivo
Muchas familias disponen de una segunda vivienda en la playa. La decoración de estos inmuebles permite más libertades que la del hogar titular pero, por desgracia, es frecuente que se descuide.
 
Con poco que se esfuerce puede lograr un apartamento en el que sentirse muy a gusto y, por tanto, disfrutar más de las vacaciones.
 
– El minimalismo, sobre todo si quiere potenciar la luminosidad, es una excelente opción decorativa.
 
– También puede apostar por un estilo rústico, aprovechando la artesanía local.
 
– Una decoración étnica, con objetos traídos de sus viajes, es otra opción excelente.
 
– Emplee materiales resistentes a la humedad, sobre todo en los suelos.
 
– Si lo ve muy vacío, puede llenarlo de plantas (apueste por las que se den bien en la zona), a la espera de poder comprar más muebles.
 
– Aproveche si dispone de buena luz para arriesgarse con colores atrevidos.
 
Batiburrillos
 
El piso de la playa no debería ser sinónimo de muebles baratos y malos. Tampoco es un lugar en el que reciclar los muebles y demás enseres viejos y pasados de moda de la vivienda principal o de las casas de sus amigos o familiares. Eso creará un batiburrillo injustificable. Es preferible tardar dos o tres años en decorarla y adquirir las piezas con las que vaya a sentirse a gusto.
 
 
  
Mostrar comentarios

Códigos Descuento