Para Ángel Cámara Rascón la minería es "un sector importante, limpio y económicamente interesante para el país", cuya sostenibilidad pasa por varios factores, en primer lugar "el interés económico", así como que "no tenga ninguna incidencia importante sobre el medio ambiente", motivo por el que "posee parte de su mala fama".

En el momento que atraviesa el sector en la provincia de León con la confirmación del cierre de la central térmica de Compostilla y las dudas sobre la de La Robla, el director general de Energía y Minas de la Junta de Castilla y León, Ricardo González Mantero, ha apostado por "el mantenimiento de los grupos que invirtieron en 2008 para poner la planta de sulfuradora", lo que supondría "mantener el grupo dos de Guardo, en Palencia, el grupo dos de La Robla y los grupos cuatro y cinco de Compostilla", lo que permitiría "tener compatibilidad con la producción minera de la zona que les permitiera completar la mezcla de carbón necesaria".

De ese carbón "sostenible y limpio", Ricardo González Mantero ha estimado que se podría situar en "algo más de un millón de toneladas" producidas anualmente.

Consulta aquí más noticias de León.