Así lo han informado a Europa Press fuentes de la Consellería de Educación, que han concretado que los aproximadamente 500 alumnos afectados podrán regresar a las aulas el lunes una vez que se retiren los restos desprendidos por el viento.

Educación ha explicado que, en concreto, voló parte de la cubierta de una ampliación del edificio principal en el que se ubican aulas específicas como las de música.

Por ello, por seguridad se han suspendido las clases este jueves y viernes y, como los alumnos "caben todos en el edificio viejo", el lunes podrán regresar una vez que se retiren los restos desprendidos.

Así, la Consellería de Educación ha asegurado que el lunes se prevé tener todo retirado, tras lo que se procederá, con las medidas de seguridad oportunas, a reparar la cubierta afectada.

Consulta aquí más noticias de A Coruña.