Miles de mineros y campesinos bolivianos se dirigen a Sucre para forzar nuevas elecciones

Más de 120 carreteras permanecen cortadas por los manifestantes y lasciudades sufren problemas de desabastecimiento. Evo Morales ha instadoa los campesinos a acudir hoy a Sucre para exigir el adelanto de las elecciones e impedir la posesión de Vaca Díez como presidente. El Alto se ha declarado "autónoma".
Manifestantes en La Paz (Foto: Reuters)
Manifestantes en La Paz (Foto: Reuters)
Jorge Silva/REUTERS

Los campesinos mantienen aisladas seis de las nueve capitales de departamento,inclusive la ciudad de Sucre, la capital constitucional de Bolivia, quesolo dispone de una vía abierta hacia el sureste. Cruz Roja ha alertadode que los hospitales de La Paz y El Alto no tienen ya gas para cocinary disponen de reservas de alimentos para cinco días como máximo.

En el oriente, los agricultores ocuparon este miércoles tres campos operados por la compañía hispano argentina Repsol-YPFy un pequeño pozo petrolero, lo cual provocó la suspensión de susoperaciones en el lugar y la producción de entre 2.600 y 3.000 barrilesde petróleo diarios.

En esa región, a 150 kilómetros al norte de la ciudad de Santa Cruz,también están bajo el control de los sindicatos campesinos desde elviernes tres campos del grupo British Petroleum, que, de igual forma, han dejado de producir entre 1.500 y 1.700 barriles diarios.

Los convocantes de esa zona secundan las protestas que realizan en La Pazdesde hace casi un mes otros sectores sociales que exigen una AsambleaConstituyente y la nacionalización de los hidrocarburos.

La sede gubernamental vivió este miércoles una nueva jornada de movilizaciones de campesinos, transportistas y maestros,aunque con menor intensidad a las registradas en la víspera, que sesaldaron con varios heridos y más de medio centenar de detenidos quehoy fueron liberados por la Policía.

El líder indígena Evo Moralesy el máximo dirigente de la Confederación Sindical Unica deTrabajadores Campesinos, Román Loayza, han instado a los campesinos delos zonas aledañas a Sucre a movilizarse hoy, jueves, a esa ciudad,donde el Congreso considerará la dimisión de Mesa.

Según Loayza, el objetivo del traslado de los campesinos a la capital boliviana será "el impedir la posesión de Hormando Vaca Díez como presidente", quien tiene el derecho a la sucesión constitucional. En el mismo sentido se pronunciaron el propio Mesa y los sectores sociales que piden en las calles de La Paz a Vaca Díez y al presidente de la Cámara Baja, Mario Cossio, renunciar a la sucesión para dejar que el presidente de la Corte Suprema, Eduardo Rodríguez, pueda convocar a elecciones anticipadas.

Con este panorama, el ministro de Hidrocarburos, Guillermo Torres, expresó este miércoles su preocupación sobre la inminente escasez de gas en hospitales e industriasconectadas con el sistema de distribución directo del combustible en LaPaz, que fue cortado por campesinos que cerraron las válvulas de unaplanta distribuidora en El Alto.

Para aliviar los efectos de la escasez de gas licuado para loshogares, varios dirigentes sindicales y vecinales reunidos en la mismaciudad, acordaron organizar comités de distribución del carburanteen bombonas para el aprovisionamiento de las familias. De esa forma,respondieron al pedido de más de un millar de familias que llegaron hoya pie hasta la planta de Senkata, situada en la urbe alteña, para pedira los dirigentes de las movilizaciones que les permitan comprar elcombustible, tras varios días de desabastecimiento.

La Federación de Juntas Vecinales alteña, en cambio, rechazó laposibilidad de autorizar la salida desde el mismo lugar de camionescisternas con gasolina para abastecer a La Paz, que lleva varios días con el transporte parado por falta del combustible.

NOTICIAS RELACIONADAS:

Mostrar comentarios

Códigos Descuento