El expresidente del Gobierno José María Aznar asegura que, por el interés de España, iría "a las Azores y a la Patagonia" y se muestra orgulloso de haber participado en la cumbre que tuvo lugar en el archipiélago portugués: "Nunca he tenido mejor foto que la de las Azores".

Aznar se muestra orgulloso de haber participado en esa cumbre previa a la guerra de Irak en el programa Mi casa es la tuya, presentado por Bertín Osborne y que se ha emitido este miércoles en Telecinco.

Aznar ha comentado otras cuestiones como su relación con el actual jefe del Ejecutivo, Mariano Rajoy, que explica que es "normal" y que nunca ha sido "especialmente intensa" como para salir juntos a cenar.

Respecto a la cumbre de las Azores explica que en esa foto participó junto al entonces presidente de Estados Unidos, George W.Bush; el que fuera primer ministro británico, Tony Blair; y quien era en ese momento jefe del gobierno portugués, José Manuel Durao Barroso.

Iría cien veces, cien mil veces, si el interés nacional de España está en juegoAsegura que él iría "cien veces, cien mil veces, si el interés nacional de España está en juego" y explica que en esa foto aparece junto a sus aliados: "con mi vecino Portugal, con el aliado más fuerte, Estados Unidos, y con un gran país como el Reino Unido".

Esa imagen considera que era la expresión fundamental de la política atlántica, que cree que representa la libertad, la democracia y la tolerancia. "Yo, por el interés nacional, voy a las Azores y a la Patagonia. Donde haga falta", insiste.

Aznar desvela también el comentario que le hizo en una ocasión el expresidente de Estados Unidos Bill Clinton (con el que afirma mantener una buena relación) sobre Venezuela.

Yo, por el interés nacional, voy a las Azores y a la Patagonia. Donde haga faltaEn concreto, revela que Clinton le dijo que él era la persona que más envidiaba en el mundo. "No sabes lo que yo daría -le dijo- para que Hugo Chávez me insultase a mí todos los días".

Aznar habla de su relación con el actual presidente del Gobierno y comenta que eligió a Rajoy como su sucesor porque creía que era quien reunía más ventajas que inconvenientes.

"Y ahí está", añade. Al plantearle si está contento con esa decisión, responde que él siempre había confiado en el actual presidente y explica que "unas cosas de las que se hacen" le parecen bien y otros no tanto.

"Normal" con Rajoy

Señala que su relación personal es "normal" y que nunca ha sido "especialmente intensa".

Y apostilla: "Le he hecho de todo, hasta sucesor, pero nunca hemos tenido esa relación personal, no. Nunca hemos sido una pareja que salga a cenar. Ha sido otro tipo de relación".

Una de las secciones del programa consiste en la preparación de un plato entre el presentador y su invitado, y Aznar bromea sobre las cualidades que demostró Rajoy cuando fue entrevistado por Osborne.

Éste comenta que cuando recibió al actual jefe del Ejecutivo, llevó una empanada que había cocinado su esposa, Elvira Fernández, y Aznar le pregunta: "Entonces, Rajoy ¿qué hizo? ¿Cortar la empanada? Eso tiene mucho mérito".

Política nacional

El exjefe de Ejecutivo José María Aznar teorizaba sobre que que si el líder de Podemos, Pablo Iglesias, tuviera responsabilidades de gobierno, personas como él mismo estarían en la misma situación que el opositor venezolano Leopoldo López, quien se encuentra en prisión.

Aznar ha hecho esta advertencia y lamentaba que haya un "decaimiento" del nivel de las personas que se dedican a la política. "Intentar convertir a España en Venezuela me parece un disparate. Y voy a decir una cosa bien clara: Si este señor en algún momento tuviera esas responsabilidades de gobierno, tú y yo estaríamos como Leopoldo López está hoy donde está", asegura Aznar en su respuesta a Bertín Osborne en alusión a la situación de prisión que sufre el opositor venezolano.

Aznar aseguró que todos los días hay alguien que le pide que vuelva, pero no lo va a hacer, y al ser preguntado por quién cree que ha sido el mejor presidente del Gobierno, citó, entre bromas de que si es "Aznar aparte", a Antonio Cánovas del Castillo y Antonio Maura.

Aznar recordó el atentado terrorista que sufrió cuando aún era líder de la oposición y del que dice que salió con vida gracias a que el entonces secretario general del PP, Francisco Álvarez Cascos, adquirió un coche de mayor blindaje del que utilizaba hasta poco antes y que él no quería cambiar debido al alto coste que representaba.

Y explica que, además de sufrir esa acción terrorista, hubo otros seis intentos de atentar contra él, tres de ellos con misiles contra su avión en Fuenterrabía, Vitoria y Bilbao.

Respecto a otra acción terrorista, el secuestro y asesinato de Miguel Ángel Blanco, afirma que sabía desde el primer momento que le iban a matar y considera que supuso el momento del cambio definitivo de la sociedad española ante ETA.