Los representantes de la CIG en los astilleros de Navantia Fene y Ferrol han considerado una "falta de respeto" la reunión mantenida por las federaciones de CC.OO. y UGT en Madrid con la nueva presidenta de la Sociedad Estatal de Participaciones Industriales (SEPI), Pilar Platero.

El sindicato nacionalista ha censurado que este encuentro se llevase a cabo "de espaldas a todos los trabajadores" días después de que los comités de empresa de los astilleros públicos de todo el Estado se movilizasen "a las puertas de la SEPI" y fuesen recibidos "de malas maneras" por parte de la Policía.

En un comunicado, la CIG también ha criticado que la reunión mantenida no aportase ninguna novedad. "No aporta ninguna novedad a lo que todos sabíamos, la elaboración de un plan industrial que, una vez finalizado, será presentado", ha indicado.

Frente a ello, han reclamado que tanto SEPI como Navantia den cumplimiento al III Convenio Colectivo y "abonen todos los conceptos pendientes" y "restituyan todas las condiciones que se vieron alteradas en los últimos años".

Además, de forma previa a la negociación de un plan industrial, han considerado "imprescindible" acordar un nuevo convenio colectivo en el que "se restituya" el poder adquisitivo que los trabajadores vieron "disminuido", así como "recobrar las plazas de promoción interna paralizadas en el año 2009".

RECLAMACIONES

Además, la CIG ha asegurado que las negociaciones de este futuro plan industrial deben "pilotar" sobre seis asuntos que consideran "básicos". Así, piden "garantizar las inversiones necesarias para la modernización" de ambos de los astilleros, la creación de "un nuevo dique para nueva construcción" y otro para reparaciones, "que sirvan para abordar el futuro con garantías y adaptándose a las dimensiones de los nuevos navíos".

En esta línea, reclaman la "potenciación" del área de turbinas, así como en los productos "offshore, eólica marina y bienes de equipo y resto de energías renovables".

Otra de las reclamaciones es que se dote carga de trabajo a los dos astilleros y que, en el caso de la antigua Astano, "se haga efectivo el fin del veto a la construcción naval civil". También han pedido un plan de jubilación anticipada, con incorporaciones de gente joven para garantizar la continuidad y el rejuvenecimiento en las diferentes áreas", así como la "contratación directa y en las mismas condiciones económicas de trabajadores necesarios para atender eventuales picos de carga de trabajo".

Por último, ha pedido regular la situación de los trabajadores de la industria auxiliar. Para ello, solicita determinar "criterios de subcontratación" y "compromisos" por parte de Navancia para que la industria auxiliar sea "complementaria" y "no un mecanismo de abaratamiento de costes".

Consulta aquí más noticias de A Coruña.