"Hemos visto que ninguno estaba dispuesto a echar una mano" para acordar el plan de saneamiento a cinco años que proponía el Ministerio de Hacienda y Administraciones Públicas, y ahora se trata de "no ponerse de perfil", ha señalado Francisco Cuenca a preguntas de los periodistas ante los que ha incidido en que su equipo de gobierno cuenta con un plan alternativo que se concretará en los próximos días partiendo de la base de que los proyectos "de actuación económicos, de ahora y del futuro", hay que articularlos "entre todos".

El regidor ha indicado que no prevé en un principio que el Gobierno pueda intervenir la economía municipal si bien "siempre vamos a tener encima la posibilidad de que intervenga el Estado porque la deuda que nos ha dejado el equipo de gobierno anterior es tremenda", razón por la que ha considerado que el PP es "el primero" que ha de colaborar como "gran responsable" de la situación.

El Ayuntamiento va a "tratar de presentar documentación al Estado que, de alguna manera, garantice la viabilidad del funcionamiento de esta ciudad", ha agregado Cuenca, quien ha garantizado el normal funcionamiento de los servicios públicos y que "no vamos a cargar con la subida de impuestos a los granadinos cuando los responsables son los anteriores gestores de esta ciudad".

Consulta aquí más noticias de Granada.