Cartel promocional de 'REC', de Jaume Balagueró.
Cartel promocional de 'REC', de Jaume Balagueró. ARCHIVO

REC no es más que "un reportaje de verdad sobre una realidad de mentira", dijo Jaume Balagueró, uno de los directores de la película, cuyo próximo estreno comercial viene precedido de un gran éxito en varios festivales y que servirá para poner el broche de clausura al de San Sebastián.

La película, que se llevó cuatro premios en el último Festival de Sitges , fue presentada en la capital guipuzcoana por Balagueró , el codirector Paco Plaza y los actores Manuela Velasco y Ferran Terraza.

"Lo pasamos muy bien haciendo la 'peli', para la que creamos una falsa realidad que nadie conocía por completo", aseguró Jaume Balagueró , quien subrayó que aunque el resultado "parece tan sencillo, esconde una maquinaria muy sofisticada y compleja".

REC narra la historia de un equipo de reporteros de televisión que recibe el encargo de seguir durante una noche a una brigada de bomberos, cuya primera salida se dirige a un inmueble en el que unos misteriosos gritos, procedentes del piso de una mujer mayor, tienen revuelta a toda la comunidad de vecinos.

Los actores y el cuerpo técnico desconocían el guión, lo que acentúa la sensación de realismo

Paco Plaza recordó que la
improvisación a la que fueron sometidos los actores -ni ellos, ni el cuerpo técnico tuvieron en ningún momento el guión completo-, les ayudó a crear una cinta que "rezuma vida". "Nuestra obsesión -indicó- era que la película estuviera viva, que palpitase".

Plaza insistió en que también el hecho de haber rodado en orden cronológico supuso "un lujo", ya que pudieron "ir viendo cómo evolucionaban las cosas" y "cambiarlas sobre la marcha", lo que convirtió el rodaje "en una experiencia muy interactiva". "La película dialogaba con nosotros constantemente -añadió- y éramos espectadores mientras la rodábamos".

Balagueró explicó que las pautas dadas a los actores durante la filmación fueron básicamente la de "actuar constantemente, estuviera la cámara donde estuviera", porque lo que debía prevalecer era "el directo, la realidad y la naturalidad".

La protagonista de la historia, la actriz Manuela Velasco, que interpreta a una reportera de televisión, explicó "el lío" y "el miedo" que pasó durante el rodaje de REC.

Sola y en la oscuridad, tenía tanto miedo que no sabía ni cómo terminaría la película" reconoce la protagonista


"Había que seguir grabando -con la cámara de televisión- pasara lo que pasara", rememoró la actriz, quien revivió "el terror" que pasó cuando al final se queda "sola y en la oscuridad", sin saber siquiera "cómo iba a poder terminar la película".

Balagueró corroboró que realmente en los últimos tramos del rodaje, que coinciden con el final de la cinta, dejaron a la actriz sola, grabando con su cámara de televisión en la oscuridad -el operador desaparece- y "sin saber lo que iba a pasar".

Todo estaba perfectamente calculado. "Teníamos muy claro que la violencia desgasta y enloquece -reconoció Balagueró -, por eso sabíamos que los mismos actores experimentarían un cambio en algún momento del rodaje".

Así, la historia ofrece un tinte cada vez más agresivo y terrorífico, para terminar con "la soledad" que sintió en la vida real Manuela Velasco y que es precisamente el sentimiento que quisieron transmitir en el final. "La cámara se queda sola -agregó- y acaba haciéndonos comprender que era ella la protagonista".

El filme se estrenará el próximo 23 de noviembre en 300 salas comerciales españolas, se distribuirá también en la mayoría de países europeos y tendrá posiblemente un "remake" en Estados Unidos.