El delegado de Fomento y Vivienda, Rafael Valdivielso
El delegado de Fomento y Vivienda, Rafael Valdivielso EUROPA PRESS

Las personas responsables de los 12 niños que utilizan el bus escolar desde Aldeaquemada hasta La Carolina rechazan que un único autobús sea el encargado, con horarios diferenciados, de realizar el transporte escolar y el interurbano ya que esto obliga al conductor, según denuncian los padres y madres, a recorrer "a toda velocidad" los 40 kilómetros, en su gran mayoría por carretera de sierra, que separan el municipio de los centros escolares ubicados en La Carolina.

Para los afectados, se trata de un problema de seguridad y también de tiempos de espera para los menores hasta que el único autobús les recoge cuando acaban las clases con retrasos, según los denunciantes, de hasta 20 minutos.

Rafael Valdivielso, a preguntas de los periodistas, ha indicado que el problema "no es competencia" de la Delegación de Fomento y Vivienda sino de la Delegación de Educación que es la responsable del transporte escolar. No obstante ha indicado que en breve se reunirán las dos delegaciones para buscar una solución al problema y que puede pasar por recuperar dos autobuses para el municipio, uno para el transporte escolar y otro para el interurbano, o por modificar horarios.

Ha apuntado que el hecho de que haya uno o dos autobuses es cuestión de la empresa adjudicataria de la concesión y del servicio escolar que visto factible poder hacerlo con un único vehículo y que para ello no requiere autorización alguna de la Delegación de Fomento y Vivienda. "Yo legalmente no le puedo exigir que ponga dos autobuses porque mi servicio me lo está prestando bien", ha dicho Valdivielso, al tiempo que ha indicado que en el caso del transporte público de viajeros, los tacógrafos no indican exceso de velocidad y de hecho "hasta el momento no lo han multado".

"Se buscará una solución global", ha dicho Valdivielso, pero ha insistido en que el problema no es competencia de Fomento sino de Educación aunque "seamos el mismo paraguas de la Junta de Andalucía".

Ha apuntado que en lo que respecta a su Delegación, lo único que se ha hecho ha sido cambiar los horarios del bus interurbano que ha pasado de salir a las 7,00 horas a las 8,30 horas con lo que "se ha quintuplicado el número de personas usuarias".

Valdivielso ha criticado que la decisión de los padres y madres de no mandar a sus hijos a clase sea una medida "de presión a través de terceros" para que regrese el anterior horario del autobús interurbano, tal y como viene defendiendo el alcalde, Manuel Fernández.

Consulta aquí más noticias de Jaén.