Cabina de un avión
Interior de la cabina de un avión. ARCHIVO

La Asociación Internacional del Transporte Aéreo (IATA) instó este martes a EE UU y al Reino Unido a buscar "alternativas" a la prohibición de llevar en cabina aparatos electrónicos grandes en vuelos de Oriente Medio y el norte de África por considerarla insostenible y crear "graves" distorsiones comerciales.

"Las medidas aprobadas recientemente no son una solución sostenible a largo plazo para hacer frente a la amenaza terrorista. Ni siquiera a corto plazo está claro si serán efectivas. Sin embargo, las distorsiones comerciales que crean son graves", señaló Alexandre de Juniac, consejero delegado de la IATA, en un comunicado.

"Instamos a los gobiernos a que cooperen con la industria para encontrar soluciones efectivas sin necesidad de que los pasajeros se desprendan de sus dispositivos electrónicos personales", subrayó.

El pasado 21 de marzo el gobierno estadounidense anunció una orden que obliga a facturar aparatos electrónicos de mayor tamaño que un teléfono móvil, como ordenadores portátiles y tabletas, en vuelos procedentes de ocho países de mayoría musulmana de Oriente Medio y el norte de África.

La prohibición afectará a unos 50 vuelos diarios hacia EE UU procedentes de 10 aeropuertos internacionales en ocho países: Jordania, Kuwait, Egipto, Turquía, Arabia Saudí, Marruecos, Catar y Emiratos Árabes Unidos.

Poco después, el gobierno británico adoptó una orden similar, aunque con ligeras modificaciones en la lista de países: Turquía, Líbano, Jordania, Egipto, Túnez y Arabia Saudí

El consejero delegado de la IATA, con sede en Montreal, destacó asimismo la necesidad de mantener la confianza del público en la seguridad global en una industria que transporta a los pasajeros de forma segura en un promedio de 100.000 vuelos diarios.

"La situación actual es inconcebible y reducirá la necesaria confianza de la industria y de los viajeros. Hay que encontrar una solución adecuada. Y los gobiernos deben actuar con rapidez", recalcó.

La IATA lleva pidiendo desde hace tiempo que se mejore el intercambio de información y la coordinación entre gobiernos e industria en materia de seguridad.