Madre a los 64 años
Un equipo médico del Hospital Recoletas de Burgos, a punto realizar una cesárea a una mujer de 64 años embarazada de gemelos. GRUPO RECOLETAS

Los Servicios Sociales del Ayuntamiento de Burgos, con seguimiento de la Sección de Protección a la Infancia de la Junta, mantendrán la vigilancia sobre la madre de gemelos a los 64 años que este lunes se ha trasladado a un piso en Burgos para vivir con sus hijos.

La mujer está sometida a un programa de intervención familiar, después de que la Junta de Castilla y León le retirase la custodia de su hija mayor, de seis años, por "desamparo".

La madre ha aceptado unos "compromisos" tras el nacimiento de los gemelos en febrero, ha explicado en declaraciones a los medios el delegado de la Junta en Burgos, Baudilio Fernández Mardomingo. Y serán los servicios sociales básicos del Ayuntamiento de Burgos los que se encarguen de supervisar su cumplimiento, puesto que niños y madre vivirán en un piso en la capital burgalesa.

La mujer ha preferido quedarse en Burgos antes que regresar a su domicilio de Palacios de la Sierra, donde residió hasta el momento del parto, ha explicado el delegado territorial. Desde la Gerencia de Servicios Sociales de la Junta de Castilla y León en Burgos, Marian Paniego ha comentado que la intención de la madre era trasladarse al piso como muy tarde este lunes.

Madre e hijos han permanecido en el centro hospitalario desde el momento del parto hasta ahora, a pesar de que fueron dados de alta semanas atrás, con el objetivo de organizar su nueva vida.

Visitas periódicas de los servicios sociales

A partir de ahora la familia vivirá en un nuevo domicilio, que ha sido "supervisado" por los Servicios Sociales regionales, y al que acudirán los técnicos municipales con visitas periódicas.

Inicialmente, las visitas se realizarán cada diez o quince días, ha comentado Fernández Mardomingo, y se vigilará que los bebés están "perfectamente atendidos" y no presentan problemas de desarrollo o carencias de algún tipo.

Además, se controlará que la madre cumple con los compromisos de atención médica, y todo con el seguimiento de la Junta, a través de la Sección de Protección a la Infancia.

Paniego ha recordado que la madre ha buscado una persona de apoyo que estará con ella y con los niños en su vivienda las veinticuatro horas del día, y que sufraga con sus propios recursos. "Convivirá con los niños y contará con el apoyo necesario", ha insistido Paniego, si bien la Junta mantendrá la vigilancia para asegurar la protección a los menores.