Así lo ha explicado en un comunicado la regidora de Cs Palma Patricia Conrado, quien ya ha avanzado que "el grupo municipal de Cs no está de acuerdo ni comprende la mayoría de modificaciones previstas".

La regidora también ha anunciado que en esta reunión, solicitarán los resultados del estudio del impacto económico, "sí es que hay, por el cual se ha debido de calcular cuantas terrazas tendrán que cerrar, cuantas disminuir sus dimensiones y, por tanto, cuantos puestos de trabajo se van a destruir".

En este sentido, ha recordado que el borrador se ha realizado "sin los sectores económicos afectados por la ordenanza, es decir, sin contar con las asociaciones de restauración, Pimeco y Afedeco". "Los grupos de la oposición también solicitamos expresamente poder participar, pero se nos negó taxativamente", ha concluido.