La mayor presa de Irak pone en peligro al millón y medio de habitantes de Mosul

  • Situada en Mosul, su rotura provocaría una ola de 20 metros.
  • Desde septiembre de 2006, EE UU advierte del riesgo que supone.
  • El dinero para su reparación se ha desaprovechado, según un informe.
  • Los cálculos cifran en 500.000 los muertos que podría provocar.
La presa de Mosul, muy deteriorada, supone un grave riesgo.
La presa de Mosul, muy deteriorada, supone un grave riesgo.
Continuo peligro de romperse. Riesgo de colapso inminente. Las advertencias sobre la situación de la mayor presa de Irak, situada en
Mosul, son de grueso calibre.
Mosul cuenta con 1.700.000 habitantes, que corren un grave riesgo si se rompe la presa, desatando una ola de 20 metros según los cálculos estadounidenses.

EE UU avisó ya en mayo a las autoridades iraquíes para hacer de la presa de Mosul una prioridad nacional, porque
podría provocar una catástrofe que costase una "importante pérdida de vidas".

Del plan de reconstrucción del país salieron casi
19 millones de euros para este proyecto, pero con pobrísimos resultados.
Un informe muy crítico

Un informe, publicado este martes por la oficina del Inspector Especial General para la Reconstrucción de Irak (SIGIR) de EEUU, advierte de que
la ayuda económica entregada para reforzar la mayor presa de Irak, situada en Mosul,
se ha administrado mal.
La presa está "en continuo peligro" de romperse, ya que está construida sobre tierras inestables, constata el documento oficial.
Un problema desde hace 25 años

La presa ha sido un problema para los ingenieros iraquíes
desde su construcción en 1984 en el cauce del Tigris.

Levantada en yeso, susceptible de ser desgastado por el agua,
provocó filtraciones durante los meses de su construcción y fue descrita por varios expertos como "básicamente deficiente".

Los ingenieros del ejército estadounidense consideraron, ya en septiembre de 2006, que
la presa suponía un riesgo inaceptable, hasta el punto de que se recomendó el traslado de todo el equipamiento del entorno.

El aviso que envió EE UU en mayo señalaba que "un fallo circunstancial en su momento de máxima operatividad podría provocar una ola de 20 metros en la ciudad de Mosul". La predicción incluso da una cifra de muertes:
500.000 personas podrían perder la vida si eso llegase a suceder.
Mostrar comentarios

Códigos Descuento