Así se ha pronunciado Amat en declaraciones a los periodistas tras una rueda de prensa, en las que ha señalado que la puesta en marcha de las obras en el tramo de 12,2 kilómetros entre Pulpí-Cuevas del Almanzora que fue adjudicado en septiembre de 2015 a la compañía Sacyr por un importe de 40,04 millones de euros "no va a ser fácil" por el momento. Cabe recordar que la propia compañía solicitó la rescisión de este contrato a finales del pasado año.

No obstante, ha puntualizado que "muy pronto" se va a contar con un calendario de actuaciones, puesto que "tanto el ministro de Fomento, como los diputados nacionales, como todas las personas del PP que tienen responsabilidad en la provincia y en Andalucía están muy encima de que el AVE en Almería esté en el tiempo que hemos dicho en algunas ocasiones", esto es, que alcance la provincia a través de Pulpí-Vera antes del fin de la legislatura.

Amat ha apuntado además que desde el Gobierno están "buscando la forma de que no solamente hagamos los tramos de Almería", sino que la ejecución de los trabajos pueda darse "conjuntamente desde Murcia a Almería y desde Almería a Murcia", con lo que las obras se desarrollarían de forma paralela para que "terminen antes" y "disfrutemos lo antes posible de esta magnífica línea de Alta Velocidad".

"Tengamos un poquito de confianza, que no lo voy a dejar y soy muy duro de cabeza para cambiarme, tengo las ideas muy claras", ha apostillado el presidente del PP almeriense quien ha recordado de nuevo que en la anterior etapa de gobierno se finalizó la A-7 conforme a lo comprometido por su partido.

Consulta aquí más noticias de Almería.