Según ha explicado González Byass en una nota, de elaboración limitada, este Pedro Ximénez envejece durante más de 30 años en botas de roble americano. Tras este largo proceso de envejecimiento queda un vino dulce muy viejo con un intenso y denso color a ébano. En nariz despierta aromas cálidos a fruta pasificada, enriquecidos con notas de torrefactos, café y especias.

En cuanto al Concurso Internacional de Vinos Bacchus, ha indicado que en él se catan a ciegas más de 1.500 vinos procedentes de todo el mundo. "Es un referente de prestigio e independencia y se ha convertido en la principal cita española con el mundo del vino", ha añadido.

En la actualidad, es el único certamen de España que pertenece a Vinofed, la federación que integra a los más reputados concursos a nivel mundial. También está reconocido por la Organización Internacional de la Viña y el Vino (OIV) y el Ministerio de Agricultura y Pesca, Alimentación y Medio Ambiente.

Consulta aquí más noticias de Cádiz.