Así lo han indicado a Europa Press fuentes judiciales, que han precisado que a este hombre, que tenía antecedentes policiales, se le investiga por un supuesto delito de homicidio imprudente.

Según informó tras su detención la Guardia Civil en una nota de prensa, el pasado 9 de marzo, "perdió el control de la motocicleta por conducir de manera temeraria" y bajo los efectos de drogas y alcohol.

El accidente ocurrió sobre las 3,00 horas del 1 de marzo a la altura del kilómetro 207,2 de la A-92, en la vía de servicio, y, como resultado del mismo, el menor, que no llevaba casco, se golpeó la cabeza con la bionda de la carretera muriendo en el acto.

La Guardia Civil de Tráfico de Granada tuvo noticia del fallecimiento del menor e inmediatamente inició una investigación para esclarecer las causas del accidente.

Los agentes que se encargaron de la investigación constataron, en virtud de los análisis que se le efectuaron, que el detenido, al que la autoridad judicial le ha tomado declaración este martes, conducía bajo los efectos de drogas y alcohol.

La motocicleta carecía de matrícula y de seguro, y el conductor tampoco poseía licencia de conducir tipo A para motocicletas.

Consulta aquí más noticias de Granada.