Potaje vegetariano
Potaje de garbanzos con calabacín y guisantes, vegetariano y delicioso. GTRES

Los comedores públicos de Portugal están obligados a incluir en su menú al menos un plato vegetariano. Así, con los votos a favor de PS, PCP, PEV y el PAN y las abstenciones del PSD y CDS, esta ley fue aprobada el pasado viernes en el Parlamento, según publicó República Diario.

La nueva norma, solicitada en una petición firmada por más de 15.000 personas y a partir de un proyecto de ley elaborado por el PAN (Personas-Animales-Naturaleza) y el Bloque de Izquierda y los Verdes, ofrece la garantía de la diversidad y la presencia de nutrientes que cumplen con las reglas de una dieta sana y equilibrada para especificar que los menús vegetarianos son guiados por técnicos cualificados.

De esta manera, todos los comedores y cafeterías estatales deberán tener por lo menos una opción que no contenga ningún producto animal.  La ley influye a las comidas preparadas en las cafeterías y comedores de las escuelas y universidades, hospitales, cárceles, hogares de ancianos, autoridades locales y los servicios sociales de la administración pública y entrará en vigor de aquí a unos meses.

El diputado de PAN André Silva declaró que la aplicación de la ley será "simple" debido a que "los servicios de comedor tienen un órgano de gestión que, a su vez, se encarga del área de nutrición". De todos modos, la Dirección General de Salud (DGS) ha elaborado un manual para aquellos que desean seguir una dieta vegetariana de manera saludable.