Paloma Rodríguez Barrios
Paloma Rodríguez Barrios, de 60 años, en una imagen facilitada por su familia. Cedida

Paloma Rodríguez Barrios, la mujer de 60 años que desapareció el pasado jueves cuando salía de su casa de Moratalaz (Madrid), ha sido hallada muerta con signos de degüello en la zona del Arroyo Fontarrón.

La mujer fue encontrada por una vecina del barrio y presentaba cortes en el cuello. A su alrededor había varios cuchillos. La Policía investiga las causas y no descarta que se trate de un suicidio, según ha informado un portavoz a Europa Press un portavoz de la Jefatura Superior de Policía de Madrid.

La fallecida era una voluntaria del comedor social Santa Micaela de Tetuán y su familia denunció la desaparición hace cuatro días. Según indicó su hijo, la mujer salió de casa hacia las 17.30 horas y no volvió esa noche.

Tenía el pelo rubio y ese día vestía un pantalón negro, chaqueta gris con capucha de plumas y unas botas del mismo color.

Su familia informó de que ese día, por la mañana, había acudido a su ambulatorio para recoger la medicación para sus problemas de huesos y el oxígeno que necesita todas las noches para dormir. Anteriormente no había sufrido problemas o episodios de pérdida de memoria.

Consulta aquí más noticias de Madrid.