Álvarez (UGT) responde a Rosell que el "espectáculo" lo da CEOE por no negociar y avisa de respuestas "más contundentes"

  • El secretario general de UGT, Pepe Álvarez, ha respondido al presidente de la CEOE, Juan Rosell, que el "espectáculo" no lo dan los sindicatos este miércoles con las movilizaciones sino la patronal por no sentarse a negociar y ha advertido de que si no lo hace "se van a encontrar con una respuesta mucho más contundente".
El presidente de la CEOE, Juan Rosell, en un acto.
El presidente de la CEOE, Juan Rosell, en un acto.
EUROPA PRESS

Álvarez ha respondido así a Rosell, quien ha afirmado que las concentraciones convocadas por CCOO y UGT ante las sedes patronales son "ceremonias" que sirven para "dar espectáculo" y ha subrayado que, en vez de optar por ese camino, lo mejor sería que los sindicatos respondieran a la propuesta empresarial sobre negociación colectiva.

Frente a ello, el secretario general de UGT, quien ha participado en Valladolid en una de las concentraciones convocadas este miércoles frente a las patronales, ha contestado que el espectáculo es el que da la CEOE sin sentarse a las mesas de negociación, al decir que envía cartas que no llegan o con propuestas que desconocen.

"Hay que ser un poco más respetuoso con los trabajadores, no es ningún espectáculo, es una necesidad la que tenemos de mejorar los salarios", ha afirmado Pepe Álvarez, quien ha añadido que "seguramente" en la CEOE no saben que hay miles de personas en España que "trabajan para ser pobres" hasta el punto de que no tiene una habitación donde dormir, "viven debajo de un puente o duermen en un portal y al día siguiente tienen que ir a trabajar".

El máximo dirigente de UGT ha considera que es la realidad a la que ha llevado este proceso de desregulación que se está viviendo, por lo que ha pedido a la CEOE que vuelva a la mesa de negociación porque ellos son los que están pendientes de situar la cita para la negociación.

Al mismo tiempo, ha reclamado que respeten a los trabajadores y a las organizaciones sindicales que cree que "con mucho acierto" llevan adelante este proceso de negociación porque de lo contrario "se van a encontrar con una respuesta mucho más contundente".

"Si no son capaces de entender que hay que entrar en ese proceso, estoy convencido de que el proceso creciente de movilizaciones finalmente les obligará a sentarse", ha agregado.

PROTESTAS ANTE LAS PATRONALES

Álvarez se ha expresado así en el marco de la concentración convocada por CCOO y UGT en Valladolid ante la patronal provincial, donde se han concentrado más de 200 personas y a la que ha acudido acompañado por el secretario autonómico de su sindicato, Faustino Temprano, y su homólogo de CCOO, Ángel Hernández.

Allí ha explicado que con estas protestas, en el marco de un proceso de movilizaciones "creciente", se pretende que las organizaciones empresariales sean "plenamente conscientes" de que tienen que volver a la mesa de negociación, que el crecimiento económico y la riqueza que se genera se tiene que repartir y que la negociación colectiva es el mejor instrumento para ello.

En este contexto, ha afirmado que se equivocan algunas patronales al creer "más o menos" que este proceso "no tiene fuerza suficiente" y ha advertido de que se va a llegar "hasta donde haga falta" porque los problemas de los trabajadores requieren que la riqueza que se genera se reparta, en parte en los salarios.

Álvarez considera que la negociación de los salarios, que cree que deberían subir en una banda "moderada" de entre el 1,8 y el 3 por ciento, es lo que va a permitir recuperar bienestar para los trabajadores y para las personas que no tienen empleo.

"Porque si esa masa económica cae en manos de los trabajadores con total seguridad se va a consumir y va a ayudar a que la rueda de la recuperación económica funciones y la creación de empleo sea una realidad", ha señalado.

El secretario general de UGT ha incidido en que las movilizaciones continúan y ha apuntado como próxima fecha el 23 de marzo, cuando se pretenden visualizar las movilizaciones a las puertas de los trabajos y en algunos casos con paros en el marco de un proceso de confluencia de los convenios colectivos que se está negociando.

Álvarez ha señalado que en el conjunto del país se llamará a las organizaciones a que aquellas que tengan el convenio en negociación o que lo tengan firmado se sumen a la movilización y se pueda visualizar en los centros de trabajo, a sus puertas, "el malestar" en relación con las patronales y el Gobierno para acabar "de una vez por todas" con esta legislación que quita "el empleo, la salud y que no permite vivir dignamente".

Mostrar comentarios

Códigos Descuento