El agresor también sufrió dos puñaladas. Un hombre de origen magrebí de 28 años presuntamente degolló ayer a un anciano de 74 en la calle Garbinet de Alicante, causándole la muerte al instante. El atacante visitaba con frecuencia a su víctima y podría tratarse de una pelea por motivos personales, según los primeros indicios.

Como consecuencia del forcejeo entre ambos, el anciano recibió un navajazo en el cuello, herida por la que falleció de inmediato.

El agresor también recibió sendas puñaladas en el abdomen y en la pierna, aunque se sospecha que se autolesionó, según fuentes de la investigación. Fue la Policía Local quien lo descubrió, cuando todavía estaba en el interior del inmueble.

Ahora se encuentra ingresado en el Hospital General y custodiado por vigilancia policial.